Inicio > Internacionales > No hay otro camino para los palestinos que la unidad

No hay otro camino para los palestinos que la unidad


Nayaf Hawatmeh

Nayaf Hawatmeh

Nayaf Hawatmeh es el secretario general del Frente Democrático de Liberación de Palestina (FDLP), una de las formaciones que, junto al Frente Popular de Liberación Palestina (FPLP) y otros grupos, forma parte de la izquierda palestina. Tras la celebración de la Naqba, Hawatmeh realiza un análisis de la situación que vive el pueblo palestino.

Nayaf Hawatmeh nació en 1938, toda su vida la ha dedicado a la liberación de Palestina y a la causa árabe. Fundador y secretario general del Frente Democrático para la Liberación de Palestina (FDLP), es un reconocido político considerado como un «histórico» de la izquierda palestina y de la tenaz lucha de su pueblo por el derecho a la autodeterminación y la independencia, así como de la emancipación social.

En entrevista para Gara, Nayaf Hawatmeh analiza la compleja situación del conflicto que enfrenta a palestinos e israelíes.

La unidad de la resistencia palestina es una asignatura pendiente. ¿En qué punto se encuentran las conversaciones entre las fuerzas palestinas actualmente?

Esta ronda no es la primera del diálogo interpalestino, la primera fue en marzo de 2005, la segunda en junio de 2006, y esta es la tercera ronda en la cual luchamos para recobrar la unidad nacional, tan necesaria para conseguir avanzar en el objetivo de nuestro pueblo, el derecho a la independencia. El diálogo que se llevó a efecto en Egipto es consecuencia del golpe militar del movimiento Hamas, y que provocó la separación de Gaza y Cisjordania. Por lo tanto, la lucha es por recuperar la unidad del pueblo, de la resistencia y del territorio palestino. Nosotros estamos participando activamente en el diálogo, en esta última reunión se llegó a un estancamiento, el 2 de abril, por la intransigencia de ambos, pero sobre todo de Hamas, que no quiere retroceder en su control sobre la Franja de Gaza. Este diálogo se ha postergado hasta dentro de un mes.

¿Cuáles son las causas de esta división que resulta tan perniciosa para el pueblo palestino?

Tanto la derecha laica, representada por Al-Fatah, como la derecha religiosa fundamentalista, representada por Hamas, no están interesadas en la unidad nacional puesto que cada cual tiene su gobierno propio y eso provoca división. En 2007, en Arabia Saudí, se celebró una conferencia palestina con un acuerdo entre Hamas y Al-Fatah para compartir el gobierno entre ambos y no permitir la participación de terceras fuerzas, sin embargo, ese acuerdo se rompió como consecuencia del golpe militar de Hamas en Gaza.

Por otro lado, los países árabes están influyendo negativamente en la recuperación de la unidad de la causa palestina, puesto que algunos países apoyan a Al-Fatah mientras que otros a Hamas, tanto política como financieramente.

¿Cómo ve entonces el futuro inmediato de estas conversaciones de unidad palestina?

Este diálogo ha llegado a un callejón sin salida, pero nosotros esperamos que finalmente se imponga esa unidad sobre la base de un denominador común, no hay otra alternativa. El FDLP, junto con las demás fuerzas democráticas y de la izquierda palestina, luchamos sobre la base de nuestra trayectoria por recuperar esa unidad imprescindible para la liberación nacional. Las fuerzas de la izquierda palestina siempre hemos luchado para resolver los problemas a través del diálogo y a partir de un programa de unidad para poder enfrentar la ocupación. Logramos mantener la unidad durante más de 30 años y estamos seguros de que en las próximas conversaciones vamos a recuperar la unidad a través de un programa común nacional.

¿Cuáles son en su opinión los puntos esenciales para poder recuperar la ansiada unidad palestina?

Primero, aprobar un programa político conjunto, un acuerdo mínimo común entre todas las fuerzas palestinas para combatir la ocupación sionista, que plantee cumplir con las resoluciones de Naciones Unidas para lograr la autodeterminación y la independencia del pueblo palestino, y el retorno de los refugiados, tal como establece la resolución 194 de la ONU. Al mismo tiempo, la recuperación de la unidad debe hacerse sobre bases democráticas a través de elecciones en los territorios de Gaza y Cisjordania.

¿Qué papel juegan actualmente la Autoridad Nacional Palestina (ANP) y la OLP en todo este proceso?

A nivel internacional no se distingue entre lo que es la Autoridad Nacional Palestina y lo que es la OLP como único y legítimo representante de todo el pueblo palestino. La ANP representa a nuestro pueblo en Cisjordania y Gaza, mediante elecciones. Es decir representa un porcentaje del pueblo palestino pero no a la totalidad de los palestinos pues una mayoría vive fuera. Sólo los de Gaza y Cisjordania han tenido oportunidad de escoger democráticamente a sus representantes, en cambio los que viven fuera, que son casi el 60%, no han tenido participación en la elección de la ANP.

La OLP es la representante máxima del pueblo palestino, tanto de los que viven en los territorios de Gaza y Cisjordania como de los que viven en la diáspora. La OLP es una organización muy amplia compuesta por todas las organizaciones que luchan por la independencia y la creación de un estado palestino. [Hamas y la Yihad Islámica no forman parte de la OLP y se oponen al reconocimiento de Israel que supuso el Acuerdo de Oslo]

¿La OLP sería entonces el interlocutor legítimo del pueblo palestino en cualquier solución negociada con Israel?

El interlocutor para una solución definitiva al problema palestino es la OLP, que representa la más amplia alianza palestina. Los acuerdos que suscribió Arafat, y que dieron lugar a la Autoridad Nacional, los firmó como máximo representante de la OLP.

Intifadas, agresión a Líbano y a Gaza…¿La resistencia es cada vez más difícil de controlar por parte de Israel?

Los gobiernos israelíes han intentado durante 45 años aplastar la resistencia palestina y durante 30 años la resistencia patriótica libanesa sin éxito, por eso continúa su agresividad contra la resistencia nacional palestina y la libanesa.

Cualquier estado que ocupa a otro no puede realmente acabar con una resistencia combatiente y popular. Israel pretende anexarse todos los territorios palestinos. Sus fracasos contra la resistencia libanesa, contra la resistencia palestina, incluyendo la última agresión del Gobierno Barak contra la Franja de Gaza, demuestran que sus objetivos de aplastar la resistencia y ejercer un control completo sobre esos territorios son imposibles.

Por muy fuerte que sea cualquier estado no es posible controlar la resistencia de un pueblo que lucha por su emancipación. La única alternativa real es permitir que ese pueblo pueda ejercer su derecho a la autodeterminación y a la independencia.

¿Cómo ven las posibilidades de una negociación palestino-israelí en estos momentos, y qué contenidos debería tener una solución definitiva?

El FDLP lucha por la liberación nacional y está por una solución global al enfrentamiento Israel-Palestina. Nosotros propugnamos la adopción de un programa político basado en el derecho a la autodeterminación, la independencia, el retorno de los refugiados, e intentamos por todos los medios que sea adoptado por todas las fuerzas palestinas.

Lamentablemente, los gobiernos de Israel han obstaculizado todos los intentos de diálogo y negociación. El nuevo Gobierno derechista israelí, dirigido por el presidente del Likud, Benjamin Netanyahu, ha declarado que no confía en la fórmula de tierra por paz, sino paz por paz, seguridad por seguridad, lo cual imposibilita cualquier solución de avance real para la creación del Estado de Palestina.

¿Cuál es el papel que debe jugar la comunidad internacional ante tantas dificultades?

La comunidad internacional, incluyendo la Liga Árabe, debe apoyar y presionar para hacer cumplir las resoluciones de Naciones Unidas sobre la causa palestina, y estas resoluciones establecen con claridad el derecho del pueblo palestino a la autodeterminación, a la independencia y el retorno de los refugiados.

¿A qué se debe el crecimiento y la influencia de las corrientes islamistas?

Para el FDLP cualquier fuerza de la resistencia siempre es bienvenida, independientemente de su corriente ideológica. Respecto al crecimiento del islamismo político, como son Hamas y la Yihad Islámica tiene tres causas fundamentales: Las consecuencias de los sucesivos gobiernos de Israel desde 1967 que han obstaculizado cualquier posibilidad de un acuerdo de paz en la región, lo que sirve a las fuerzas islamistas para argumentar que el camino de la negociación no ha llegado a ningún punto y que no hay otra alternativa que el extremismo.

Otro aspecto es la división entre los países árabes, gran parte de ellos ofrecen ayuda económica a Hamas.

La tercera causa es la falta de equilibrio a nivel internacional, sobre todo con la caída del Bloque Socialista, que ha favorecido que Israel pueda bloquear una salida negociada y global al conflicto en la región. Todas estas causas motivaron y ayudaron a que se produjera el crecimiento de las tendencias del islamismo político.
«Pese a todo, el pueblo palestino existe»

Usted es un hombre histórico de la causa palestina. Después de tantos años de lucha, ¿cuáles considera que son los principales logros de la resistencia?

Antes de 1967, los gobiernos desconocían por completo la existencia del pueblo palestino. Israel ignoraba al pueblo palestino y planteaba que existían árabes dentro de Israel, y palestinos dentro de los países árabes. Después de la Guerra de los Seis Días, logramos renacer como pueblo, con una identidad palestina, demostramos que el pueblo palestino existe y que tiene derecho a continuar su lucha para lograr sus objetivos.

A partir de 1974, los gobiernos árabes reconocieron la existencia del pueblo palestino, y la representación de la OLP, y gran parte de la comunidad internacional comenzó a reconocer la legitimidad de los reclamos nacionales palestinos. El reconocimiento internacional a la resistencia, a la autodeterminación, al retorno, incluyó resoluciones de la ONU claras sobre los derechos del pueblo palestino.

Construimos para nuestro pueblo un movimiento nacional de liberación, la OLP, que es la plataforma que une todas las fuerzas políticas y sociales palestinas, y es el representante legítimo de nuestro pueblo. Incluso dentro de la sociedad israelí hoy más de la mitad de su población reconoce la existencia del pueblo palestino, a la OLP, y saben que una solución al conflicto palestino-israelí pasa por aplicar las resoluciones de las Naciones Unidas. Estos son logros estratégicos.

¿Qué opinión le merece, como palestino, el llamado conflicto vasco?

El pueblo palestino es un pueblo pequeño que está luchando por su derecho a la autodeterminación contra fuerzas ocupantes. Por lo tanto, apoyamos el derecho de autodeterminación para todos los pueblos oprimidos que luchan por su independencia.

En este caso concreto, saludamos la lucha que lleva a cabo el pueblo vasco y su derecho a la autodeterminación apoyados en el diálogo y la aplicación de las leyes internacionales.

cis

aclarando-conceptos

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

Anuncios
Categorías:Internacionales
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: